Fiido D11 luces y sombras

 "La bici de los millennials"

La Fiido D11  es de las bicicletas plegables eléctricas que más opiniones han recibido por parte de los influencers. Vamos a respetar las opiniones personales de todos estos Yotubers, pero no acabamos de entender porque ninguno hace referencia a ciertos fallos evidentes que nos hemos encontrado.

La Fiido D11 y su nueva versión (Fiido X ver) son una muestra de la nueva realidad, marcas de bicis que fabrican para venta directa al consumidor final sin pasar por distribuidores, a priori el consumidor se beneficia de una reducción de precio comparado con otra equivalente, pero igualmente estos compradores no tiene la oportunidad ver, probar y cuando las cosas no son tan buenas como parecen, eso después es un problema

Hay que felicitar a Fiido porque con la Fiido D11 han conseguido una bici de un impacto visual incuestionable, habrá a quien no le guste, pero lo cierto es que tiene un toque de exclusividad. Fue una apuesta arriesgada de producir decenas de miles de unidades de una bicicleta diferente como es la D11 y  con la X es la prueba de que van a repetir porque les ha ido bien. Lo que vamos a ver hoy es si la D11 es igual de buena para sus propietarios.


¿Exceso de rigidez?
Una de las cosas por las que caracterizan las bicicletas plegables, es la de tener siempre cierta flexión en el cuadro, aparte los tubos del cuadro y la propia tija de sillín suavizan los impactos de la irregularidades del terreno, siendo la mejor en este apartado la multitubular Moulton TSR (ver). Pero la fabricación de la D11 no es por tubos, es por vigas y en vez de tener una tija de sillín convencional con alguna capacidad de absorción, tiene otra viga con la batería en su interior, se agradece esa firmeza en la pedalada, pero a pesar de que lleva un sillín con un mullido considerable, hasta la irregularidad más pequeña de la calzada se transmite como un impacto en el cuerpo de ciclista, algo desagradable en una bicicleta de uso diario en la que no vamos a llevar ropa de ciclista con culote.


La Fiido D11 tiene un peso declarado con bateria de 17,5Kg, pero el peso real verificado de nuestra unidad con guardabarros y pedales es de 18,7Kg. En la Fiido X se modificara la fabricación, eliminando esas largas soldaduras de la D11 se anuncia un cambio en la aleación y un nuevo peso declarado pasa a ser de 17,5 con guardabrarros, finalmente en la revisión de la (Fiido X ver) vimos que no era cierto.
También se modificara la bisagra, que pasara a ser integrada.


Uno de los detalles que nos gustan de la Fiido D11 es lo bien integrada que esta la luz trasera en la tija y la buena visibilidad que tiene al estar tan alta, si bien en la Fiido X volverá a una posición más baja y convencional. También cambiara el cierre de sillín, algunos usuarios de la D11 se quejan de que el sillín se baja conforme hacen kilómetros, en un principio se achacó el fallo a las primeras unidades, pero se siguen reportando casos en unidades vendidas recientemente, nos preguntamos si tendrá algo que ver con esas tensiones que sufre el cuadro por los impactos que vimos antes. 


La horquilla de las Fiido D11 es realmente atractiva, tiene el aspecto racing de las horquillas de las bicicletas de carretera, pero a diferencia de estas que son de carbono, es de aluminio muy plano, no filtran absolutamente nada de la irregularidades de la calzada, incluso peor que otras horquillas rígidas convencionales de tubo más redondeado, son en parte responsable de esa incomodidad en la rodadura que por firme en mal estado es insufrible. En la Fiido X se anuncia un cambio en la fabricación de la horquilla.
También en la imagen, podemos ver que la luz delantera convencional de la D11 que pasara a estar integrada en el cuadro en la X


Más modificaciones en los frenos, la Fiido D11 lleva unos discos mecánicos aceptables para las pretensiones de la bici, pero se anuncia que en la Fiido X pasarán a ser hidráulicos, esto supone una mejora objetiva, 


La Fiido D11 lleva un sensor de pedaleo PAS de funcionamiento correcto y que aparentemente no va a dar problemas, sin embargo para la Fiido X se anuncia un sensor de tipo torque PAR, esta decisión vienen motivadas de las quejas por la austera asistencia, el problema no esta en el PAS esta en que la electrónica que es bastante deficiente, el sensor de PAR en teoría será una ventaja, pero en la práctica poco aporta en una bici urbana. Lo que si es algo constatado es que son más dados a averías, como ya lo saben bien los que usan marcas como BH, Brompton, Xiaomi, se ve que en Fiido no saben eso de ¡si funciona no lo toques!


En el manillar encontramos los mandos, de luz, claxon, maneta de cambio y acelerador con una buena integración , aunque algunos usuarios se quejan de el acelerador se solapa con los pulsadores de cambio, en favor de Fiido y por experiencia con estos dos componente siempre son complejos de combinar, de hecho se observa que este acelerador se ha fabricado con intención de encajar con pulsadores y eso se tiene que valorar de forma positiva, Los pulsadores de cambio no van tan finos como unos originales Shimano, pero son aceptables para las pretensiones de la bicicleta, los pulsadores flexan un poco pero cambian correctamente..
Con lo que no vamos a tener piedad es con el LCD y la electrónica en general de esta Fiido, podemos decir claramente que es lo peor que hemos visto en una bicicleta de fabrica. Partiendo que la legislación UE es bastante estricta con los 25km/h algo que a muchos les parece poca cosa, en esta Fiido y tal como vienen de fabrica la bici no pasa de los 24km/h de marcador, pero se nota que no tiene ni fuerza ni esa velocidad, comprobando con un velocímetro externo vemos que no pasa de los 21/22km/h reales, te adelantan hasta los caracoles. Si bien muchos usuarios han descubierto que modificando los tamaños de rueda, al menos se puede conseguir que con pedaleo asistido la bici alcance los 25km/h y algo más con el AC, pero que haciendo eso, los datos de velocidad y distancia recorrida en el LCD son de casi la mitad de la real, un auténtico despropósito.


Las D11 lleva un  motor trasero Xiongda 250W, en una primera prueba con la programación de fábrica se mostró muy austera, la potencia no llegaba ni a los 200W de continuo con picos de 250W, pero con el cambio de programación ya muestra un rendimiento similar al de otras marcas 250W de continuo con picos entorno a los 400W. 
Es en el motor donde nos encontramos otro detalle negativo, al igual que pasaba en las bicicletas eléctricas de hace más de 10 años, el motor no tiene conector rápido de motor, el cableado entra por donde se indica en la flecha y llega hasta la caja del controlador donde lleva unos conectores grandes que no pasan por los agujeros del cuadro, con cierta habilidad podremos reparar un pinchazo o cambiar una cubierta, pero de ninguna manera separar físicamente la rueda trasera de la bicicleta sin tener que desarmar pines y cortar cables. Esto no es un descuido por parte de Fiido, que no lleve conector rápido reduce el precio de fabricación en 1 o 2 dolares, pero es la típica cosa que el comprador no sabe o no tiene en cuenta hasta que ya ha pagado,  llega el día que pinchas y te encuentras con la desagradable sorpresa.


En su intención de hacer una bicicleta que plegada ocupa menos espacio, Fiido ha reducido el espacio útil destinado al ciclista, el manillar es bajo y la distancia sillín manillar es pequeña, en consecuencia la ergonomía parece pensada solo para personas de talla pequeña, porque cualquier usuario de talla media o alta se encontrara teniendo que forzar la posición. Hacer más de 3Km ya hace que se te resientan las muñecas y se te carguen los hombros, si unimos eso a lo seca que es la bici ante el firme irregular, tenemos una bicicleta francamente incomoda.



Otro daño colateral del diseño de las Fiido D11 es el mal reparto de peso, el 75% de peso está en el extremo trasero y este efecto se empeora porque a diferencia de otras bicicletas en las que la batería van centradas y bajas, al ir en  la tija la batería eleva mucho el centro de gravedad. En consecuencia es desagradable de cargar para subir escalones o a un tren, pero también se aprecia en marcha, en la entrada a las curvas no tienes el mismo aplomo que en las bicis que tienen mejor situado el centro de gravedad.

La Fiido D11 lleva una batería de 36V 11.6Ah 418Wh que a un consumo medio de 5Wh suponen 84Km de autonomía, sin embargo Fiido declara 130Km como una suerte de trampa al solitario. Con la programación de fábrica, la D11 tiene a nivel máximo de asistencia aproximadamente lo mismo que cualquier otra bici a nivel intermedio y además cuando teóricamente van a 25km/h van a 21, esa suma de detalles obviamente supone una reducción de consumo, lo mismo que si en cualquier otra bicicleta se declaran datos de autonomía con niveles bajos. 
Si les salio asi o es una manipulación estratégica nunca lo sabremos, pero cuando se modifica la programación para que al menos la asistencia real llegue a 25Km/h y se combina con el uso del habitual acelerador, nos podemos encontrar con facilidad que la autonomía baja hasta los 60Km.


En la Fiido D11 se presume de un gran plegado, pero como siempre dependerá con que comparemos, no se acerca ni de lejos en tamaño volumétrico de una Brompton, concretamente es más del doble, teóricamente es más compacta que otras plegables de 20 pulgadas, pero en las medidas reales de alto y sobre todo en ancho es mayor que el declarado, con lo que al final es muy similar a otras plegables de su misma categoría.
Con todo esto consideramos que la Fiido D11 es una  opción válida para muchos usuarios, pero no vemos la bici perfecta que la marca o algunos parecen apreciar. Al menos si la compras ahora sabes con que te vas a encontrar.





Entradas populares de este blog

Brompton Electric Kit MkXR

Brompton Electric KIT GEN2 36V 48V MKX